¿Puede el banco reclamar la totalidad de lo adeudado por capital e intereses por falta de pago de al menos 3 meses?

En principio, y de acuerdo con el artículo 693 de la Ley de Enjuiciamiento Civil, la respuesta es sí.

Sin embargo en este mismo artículo se recoge que para que esto sea así, esta posibilidad debe estar expresamente recogida en la propia escritura de constitución del préstamo.

Además, el mencionado artículo ha sido reformado con el objetivo de proteger a los deudores hipotecarios, de modo que en su nueva redacción se recoge la posibilidad para el deudor, en el caso de que el bien hipotecado fuese su vivienda habitual, podrá liberar el bien sin consentimiento del acreedor mediante el pago de la cantidad exacta que por principal e intereses vencidos a la fecha de presentación de la demanda incrementada con los vencimientos del préstamo e intereses de demora que se produzcan a lo largo del procedimiento.

De este modo, el deudor hipotecario podrá liberar su vivienda poniéndose al corriente de pago en cualquier momento del procedimiento.

La siguiente duda que nos surge será si una vez que hemos liberado el bien una primera vez siguiendo este procedimiento y en el futuro volvemos a estar en la misma situación, ¿podré volver a liberarlo de este modo?

La respuesta es si, aunque existe un límite temporal de 3 años entre la fecha de liberación y la del nuevo requerimiento de pago efectuado por la entidad bancaria.

Otro dato a tener en cuenta a la hora de liquidar la posible deuda serán las costas, que se calcularán sobre la cuantía de las cuotas atrasadas abonadas y, una vez satisfechas éstas, el Secretario judicial dictará decreto liberando el bien y declarando terminado el procedimiento.